De manera recurrente en las organizaciones surge la necesidad de renovar o instalar equipamiento de red en el data center. Y al responsable de IT siempre le asalta la primera duda: ¿sigo la línea continuista o intentamos innovar? (En realidad la primera duda es, cuanto presupuesto me van a asignar :)). Y aquí es donde viene el dilema, porque no es simple separar el grano de la paja. O dicho de otra manera, la innovación real contra el marketing del fabricante.

Siempre me gusta hacer la misma broma: el Networking de Data Center es una tecnología con más de 20 años que seguimos gestionando como hace más de 20 años. Y es así de simple. La opción principal sigue siendo acceso por ssh y a darle al show y al conf. Por supuesto, este sistema es totalmente ineficiente y propenso a errores humanos, y más importante, no da respuestas las necesidades actuales de los Data Center.

Durante este artículo vamos a exponer las necesidades que tienen las empresas hoy día en Networking de Data Center, que elementos innovadores existen en el mercado y cual es la propuesta de Arista para resolverlo.

 

¿Que necesidades existen en el Networking de Data Center?

Redes suele ser el patito feo de la pila tecnológica en el Data Center, y en ocasiones se simplifica su estado a: la red funciona, la red no funciona, la red va lenta. Esta visión es legítima desde una perspectiva exterba. Es decir, el empleado medio lo único que necesita es que la red funcione y vaya rápido. Y el nivel directivo necesita que no lleguen quejas sobre la red del grupo anterior.

Pero, ¿que ocurre si estamos en un puesto como CIO, CTO, Responsable de IT o Técnico de redes? El objetivo es el mismo, que la red funcione. Pero somos nosotros quien debemos estructurar los mecanismos para conseguir el objetivo, que deberían ser:

  • Punto único de fallo. Hablamos de sistemas críticos con muchos 9 de disponibilidad, que no se estropee la estadística por la red. Recuerda, que la infraestructura física es tan resistente como lo es su eslabón más débil (me niego a usar el engendro de palabro resilencia).
  • Automatización procesos. Las operaciones sobre la red pueden se lanzadas por un operador, pero deberían ser ejecutadas y supervisadas por una maquina. El error humano continua siendo uno de nuestros mayores enemigos.
  • Gestión de la red. Una red actualiza y una configuración coherente es una estupenda señal de la salud de un data center. Aprovechemos e implementemos las buenas prácticas sobre la infraestructura de red.
  • Visibilidad. El tráfico de red ha evolucionado en la última década hacia cargas virtuales, es un hecho sin retorno. El siguiente paso potencial son los containers. Si nuestra red no «ve» ese tráfico, estamos fuera del juego.
  • Virtualización. Mención especial a la virtualización de red. ¿La red está en el switch, en el hypervisor o en ambos?. VXLAN está pasando rápidamente de concepto de laboratorio a opción por defecto.
  • Cloud. Si tienes toda o parte de tu infraestructura en la nube, vas a necesitar herramientas que aporten un plus de interacción con los entornos cloud.
  • Velocidad y latencia. Todo lo anterior está muy bien, pero no olvidemos que «el hierro» tiene que ser rápido y sin retardo. Y es que 1 microsegundo puede suponer mucho dinero en según que sectores.

 

¿Donde se sitúa Arista en el mercado de Data Center Networking?

Los fundadores de Arista entendieron pronto estas necesidades, y en 2004 se lanzaron a diseñar un sistema de Data Center Networking. 14 años después, el resultado no puede ser más concluyente:Gartner Magic Quadrant

Y es que Arista ha ido año tras año ganando cuota de mercado, y marcando la tendencia en el Data Center. Las comparaciones son odiosas, pero podríamos decir que, Arista hoy es el Cisco de hace 20 años. Unos innovan, otros van a rebufo aguantando.

Pero, ¿cuales son las características que hacen brillar a Arista en un entorno tan saturado como el Data Center? Por citar algunas de las más importantes:

  • Latencia. El tiempo es dinero, y en redes pueden ser millones. Arista irrumpió con mucha fuerza en el mercado HFT, donde sus equipos con ultra baja latencia han sido killers durante mucho tiempo. Esta obsesión por la latencia ha parido funcionalidades como, LANZ para el monitoreo de lantecias de red, o buffers hardware del orden de GB.
  • SysDB. Programar un sistema de cero te permite diseñar el código «como debería ser». Los ingenieros de Arista decidieron que las variables del sistemas y los estados de red iban a estar accesible en una Base datos. Esto es un cambio de paradigma, ya que ahora tenemos procesos independientes leyendo de una Base de datos. Y si hay que reiniciar algún proceso, no hay problema, tomamos las variables instantáneamente de la SysDB.
  • NetDB. En línea con lo anterior, ¿porque no almacenamos todos y cada uno de los cambios que ocurren en la red? Se acabó el ejecutar de manera recurrente «show arp» hasta que cazamos el cambio. Ahora es el switch quien internamente registra toda la información relevante sobre la red.
  • Linux. El sistema operativo EOS que cargan los switches no está «basado en Linux», sino que «es Linux». Esto abre la puerta a acceder al bash de Linux y ejecutar literalmente cualquier comando estandar: top, grep, cat, vi, etc. Por supuesto, seguimos teniendo disponible el CLI estandar de la industria que inventaron nuestros amigos de Cisco.
  • Programabilidad. Las redes son cada vez más heterogeneos y la relación con terceros es inevitable. El sistema EOS expone los switches mediante una API muy bien documentada para que literalmente enganchemos el sistema externo que queramos. Ya sea herramientas de gestión, de monitorización, de negocio, cualquier necesidad de integración puede ser cubierta vía API.
  • CloudVision. La integración y la orquestación está genial, pero ojo porque ponerlo en marcha cuesta tiempo y dinero. Por esa razón, Arista nos proporcionar su suite CloudVision con la mayor parte de necesidades ya resueltas.

Y podría seguir con un sin fin de funcionalidades básicas y avanzadas que harán las delicias de cualquier profesional relacionado con el Networking. En este sentido, muy recomendable el libro Arista Warrior de Gary A. Donahue disponible en Amazon.

 

¿Cuales son los siguientes pasos evolucionar mi red de Data Center Networking?

En este punto, te puedes preguntar: «Vale, me habéis convencido, ¿y ahora qué?».

El primer paso es saber que grado de madurez tiene nuestro Data Center. La evolución del Data Center es una carrera de fondo. Por poner un ejemplo real que comentaba con un cliente, no podamos pasar de una red sin segmentación VLAN a una red automatizada con SDN. Todo cambio debe ser gradual y acorde a las necesidades de la organización.

El segundo paso es definir un plan director de redes adecuado. Se debe marcar las necesidades actuales, pero también las futuras para no limitar el posible crecimiento de nuestro Data Center. Es importante crecer y evolucionar, pero de una manera ordenada.

Y el tercer paso es, ejecutar. Sabemos donde estamos, sabemos donde queremos llegar, ¡planifiquemos el arranque!.

 

Y aquí es donde podemos ayudarte desde Open3s. En 2014 iniciamos una estrecha colaboración con Arista, siendo el primer Partner que apostó por ellos decididamente. Tenemos casos de éxito en todos los sectores y tamaños que pueden servir de referencia.

Así que no lo dudes más y lánzanos un mail para que te asesoremos en tu proyecto de Data Center Networking.